Es un medio, no un fin

Posted on 14 enero, 2011

0


El alcalde de Alcoy, Jordi Sedano, se ha anotado un importante éxito con la creación de la mancomunidad de L’Alcoià y El Comtat. Ha conseguido un logro histórico, inalcanzable por sus antecesores, y ha ofrecido una favorable imagen de diálogo, mano tendida y cooperación.

Aunque ha precisado de alguna llamada del presidente de la Diputación para acabar de animar a algunos alcaldes del PP en principio reticentes, Sedano ha conseguido aunar a políticos de diferentes signos en torno a un proyecto común. También tiene mérito haber cedido a las presiones de municipios como Muro, siempre ambiciosos, para ampliar las competencias de la mancomunidad, que en origen solo buscaba activar un plan comarcal de empleo.

Los alcaldes han comprendido que la prestación de servicios conjuntos puede resultar muy ventajosa para las economías locales. Así lo entenderán los ciudadanos en cuanto comiencen a aparecer los datos de los primeros estudios, de los que se encargará el ex concejal de EU y Nova Esquerra Paco Valor.

La designación de Valor parece otro acierto, en este caso atribuible a Miguel Peralta. Favores y deudas aparte, Valor es una persona con experiencia que puede convertirse incluso en un incordio si los ayuntamientos, pasadas las elecciones, se olvidan de que la mancomunidad está creada.

Es momento de olvidarse del tiempo perdido y centrarse al máximo en explotar todas las posibilidades que ofrece la mancomunidad. Tanto Sedano como el resto de alcaldes deben tener claro que la creación de este órgano supramunicipal no es un fin, sino el medio para mejorar los servicios que los ayuntamientos ofrecen a sus ciudadanos.

Anuncios
Posted in: Principal