El tripartito

Posted on 17 junio, 2011

1


El tripartito está en marcha. Y el mundo no se ha acabado. El puente de San Jorge no se ha venido abajo (aunque lo hará si no lo restauran pronto), las hordas rojas no han derruido La Rosaleda y el autobús es todavía privado (tanto que cada vez hay menos gente que quiera subirse en él). Alcoy, pese al miedo generado por el PP, sigue adelante con expectativa e incluso ilusión. No en vano la ciudadanía estaba cansada de anuncios perpetuos que jamás pasaron de meras intenciones. De hecho, poco le va a costar al nuevo Gobierno de Alcoy parar los “proyectos emblemáticos” del PP.

Parar el polígono de La Canal es tan fácil como suspender una macrourbanización en Saturno. En ambos casos la ausencia de proyecto es total. Eso sí, seguro en aquel planeta el suelo no será propiedad de una promotora. De frenar el resto de “proyectos emblemáticos” no se encargará el tripartito, sino la Generalitat, cuyo departamento de Medio Ambiente ha detectado múltiples defectos en el nuevo Plan General de Ordenación Urbana. Es lo que pasa cuando quieres introducir con calzador un peuco de bebé en el pie de Pau Gasol (imagen, por cierto, de la promotora que compró los terrenos de La Canal).

Por lo pronto, la constitución del nuevo ejecutivo deja claro que aquí va a cambiar algo. Adiós al esquema de departamentos estanco y hola a un modelo de gestión que apuesta por la cooperación y por la relación entre las diferentes concejalías. Es un sistema interesante, máxime cuando al frente de las parcelas están personas como Jordi Tormo, Paco Blay, Manolo Gomicia o Nacho Gómez.

Si los egos no traicionan, con estos nombres es difícil que el Gobierno pueda fracasar. De momento, hablando de egos, la creación de la figura del vicealcalde no es más que una concesión al intento del Bloc de que el PSOE no acabe capitalizando todos los votos en los próximos comicios. Es lícito que Rafa Carbonell quiera tener su espacio propio. Se lo ha ganado.

Definido ya el gobierno y tras el susto que da ver como se encuentran las cuentas municipales, al Gobierno hay que exigirle ya que explique en qué proyectos va a centrarse, y qué solución va a darle a las necesidades de la ciudad. Es muy bonito firmar un “acuerdo programático”, pero lo que Alcoy necesita es que las ideas desemboquen en iniciativas concretas.

Y ya de paso, puestos a explicar, alguien debería aclarar por qué Paco Agulló, que accedió a Esquerra Unida desde Los Verdes, llevará la Concejalía de Política Comarcal y su compañero Jordi Tormo, autor de un gran libro de análisis sobre la situación económica y social de la comarca, asume la cartera de Medio Ambiente. Igual algún día lo explica Majo Pallarés, si es que la vemos aparecer por el Ayuntamiento.

Anuncios
Etiquetado: , ,
Posted in: Uncategorized